Pollo al champiñón, un platillo chileno delicioso y fácil de hacer

Historia del plato:

El Pollo al Champiñón es un plato tradicional de la comida chilena, que ha evolucionado a lo largo del tiempo en diferentes regiones del país, y se ha adaptado a la cocina moderna con algunas variaciones.
Se dice que el plato originalmente proviene de la zona sur de Chile, donde los campesinos usaban la carne de pollo en sus comidas diarias y los champiñones eran comunes en las tierras húmedas del sur. Con el tiempo, el plato comenzó a expandirse por todo el país, y se añadieron diferentes especias y hierbas para darle un toque de sabor único.

Descripción:

El pollo al champiñón es una receta fácil y rápida de preparar, perfecta para una cena en cualquier día de la semana. Es una combinación de pollo tierno y champiñones cocidos en una salsa de crema y vino blanco que le da un sabor exquisito. Además, es una receta muy versátil que puede adaptarse a diferentes gustos y preferencias.

Ingredientes:

  • 4 pechugas de pollo
  • 250g de champiñones frescos
  • 1 cebolla grande
  • 3 dientes de ajo
  • 1/2 taza de vino blanco
  • 1 taza de crema de leche
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal y pimienta al gusto
  • Perejil fresco para decorar

Posibles sustitutos de ingredientes:

Si no tienes champiñones frescos puedes usar champiñones en conserva, pero asegúrate de escurrirlos bien antes de usarlos. Si no tienes vino blanco, puedes usar caldo de pollo o agua en su lugar. Si no tienes crema de leche, puedes usar leche evaporada o nata. Además, puedes añadir otros vegetales como zanahorias o pimientos para darle más sabor y color.

Relacionado:  Pollo deshuesado relleno: la estrella navideña de tu cena

Preparación:

1. Corta las pechugas de pollo en trozos medianos y sazónalos con sal y pimienta.
2. Limpia los champiñones con un paño húmedo y córtalos en laminas.
3. Corta la cebolla en cubos pequeños y pica los dientes de ajo.
4. En una sartén grande, calienta el aceite de oliva a fuego medio. Agrega las pechugas de pollo y cocina durante 6-7 minutos hasta dorarlos. Retira el pollo de la sartén y reserva.
5. En la misma sartén, agrega la cebolla y los ajos picados y saltéalos hasta que estén dorados. Añade los champiñones y cocina por unos 5 minutos hasta que se ablanden.
6. Añade el vino blanco a la sartén y cocina por unos minutos hasta que se evapore el alcohol. Agrega la crema de leche y cocina a fuego lento hasta que la salsa espese un poco.
7. Regresa el pollo a la sartén y cocina por unos minutos más hasta que el pollo esté completamente cocido y la salsa tenga la textura deseada.
8. Sirve el pollo al champiñón en un plato y decora con perejil fresco.

Bebidas y acompañamientos:

Este plato se sirve mejor con un arroz blanco, puré de papas o pasta. Además, una ensalada fresca con aderezo de limón y aceite de oliva es una buena opción para acompañar el plato.

En cuanto a las bebidas, un buen vino blanco o una cerveza rubia son recomendables para complementar el sabor del plato.

Tabla nutricional:

  • Calorías: 357 por porción (sin incluir los acompañamientos)
  • Proteínas: 26g
  • Grasas: 27g
  • Carbohidratos: 4g
  • Fibra: 1g
  • Azúcar: 2g
  • Colesterol: 137mg
  • Sodio: 207mg

Consejos:

- Asegúrate de saltear los champiñones y las cebollas hasta que queden dorados para tener una salsa con más sabor.
- Si quieres que la salsa quede más espesa, añade una cucharadita de maicena disuelta en agua fría en los últimos minutos de cocción.
- Si no tienes tiempo para cocinar el pollo, puedes usar pollo pre-cocido comprado en la tienda o sobras de pollo de una cena anterior.
- Puedes ajustar la cantidad de crema de leche según tus preferencias personales de sabor y textura.
- Por último, no olvides decorar con un poco de perejil fresco para darle un toque extra de sabor y presentación.

Relacionado:  Fideos cremosos con pollo, la receta perfecta para consentir a tus comensales

Variante Lowcost:

Si buscas una alternativa más económica al pollo al champiñón, puedes usar pollo congelado en lugar de pechugas frescas. También puedes sustituir los champiñones frescos por champiñones en lata y la crema de leche por leche normal. Además, puedes usar caldo de pollo en lugar de vino blanco. Al hacer estas modificaciones, el plato tendrá un sabor un poco diferente, pero aún así será una opción deliciosa y económica para cualquier comida.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Pollo al champiñón, un platillo chileno delicioso y fácil de hacer puedes visitar la categoría Gastronomía.

Articulos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir