Solomillo de pollo guisado: la receta fácil y sabrosa para sorprender a tus invitados

Historia del plato:

El pollo guisado es un plato que ha estado presente en la cocina mundial desde hace siglos, conocido en muchas culturas y adaptado en diferentes regiones. Desde las antiguas civilizaciones romanas, el guiso de pollo se ha mantenido popular, convirtiéndose en una de las recetas básicas de la cocina europea, africana y americana. A lo largo del tiempo, esta elaboración ha sido modificada y adaptada a los ingredientes y a los gustos de cada región. El solomillo de pollo guisado es una variante de este plato tradicional que ha ganado fama en los últimos años gracias a su sabor suave y agradable. Una opción saludable y económica, perfecta para cualquier ocasión.

Descripción del plato:

Esta receta es ideal para aquellos que buscan una preparación rápida y saludable. El solomillo de pollo guisado es una opción ideal para aquellas personas que buscan cuidar su alimentación y llevar una dieta equilibrada. Además, su preparación es muy sencilla y económica, lo que la convierte en una opción perfecta para sorprender a tus invitados sin necesidad de gastar demasiado.

Ingredientes:

- 4 solomillos de pollo
- 2 cebollas medianas
- 2 zanahorias
- 2 tomates
- 4 dientes de ajo
- 1 pimiento verde
- 1 cucharadita de pimentón dulce
- 1 hoja de laurel
- Aceite de oliva
- Sal y pimienta

Posibles ingredientes sustitutos:
- En lugar de solomillo de pollo, se puede usar pechuga de pollo para una opción más económica
- En lugar de pimiento verde, se puede usar pimiento rojo o amarillo para darle un toque de color y sabor.

Preparación:

1. Pelar y cortar en juliana las cebollas, las zanahorias y el pimiento verde.
2. Pelar y picar los tomates y los ajos.
3. Calentar aceite de oliva en una sartén grande y sofreír las verduras hasta que estén doradas.
4. Añadir los solomillos de pollo a la sartén y sellarlos por ambos lados hasta que estén dorados.
5. Añadir el pimentón dulce y la hoja de laurel a la sartén y mezclar todo bien.
6. Añadir agua o caldo de pollo suficiente para cubrir hasta la mitad de los solomillos y dejar cocinar a fuego medio durante 30-35 minutos.
7. Rectificar la sazón con sal y pimienta al gusto.
8. Servir caliente acompañado de un delicioso puré de patatas o arroz.

Relacionado:  Deliciosas alitas de pollo con salsa barbacoa para chuparse los dedos

Bebidas y acompañamientos:

Para acompañar este delicioso solomillo de pollo guisado, se pueden degustar diversas bebidas y acompañamientos que complementan el sabor y resaltan los sabores de los ingredientes. Algunos ejemplos son:

- Vino tinto: un buen vino tinto es la bebida ideal para degustar este plato. Un Rioja Crianza o un Pinot Noir son opciones que resaltan la intensidad y sabor de esta receta.
- Cerveza: una cerveza ligera y refrescante es también una buena opción como complemento. Una cerveza rubia o una cerveza de trigo son excelentes opciones para aquellos que prefieren una bebida más fresca.
- Puré de patatas: una opción tradicional y deliciosa como acompañamiento. Se puede preparar en casa con patatas, mantequilla y leche. También se puede optar por un puré de coliflor para una opción más ligera.
- Arroz blanco: un acompañamiento perfecto para aquellos que prefieren una opción más sencilla. El arroz blanco es fácil de preparar y lleva pocos ingredientes.
- Ensalada: una ensalada fresca, con lechugas, tomates y aguacate, es la opción perfecta para complementar esta receta.

Tabla nutricional:

| Cantidad por porción | Calorías | Carbohidratos | Grasas | Proteínas |
|-----------------------|-----------|------------------|--------|-------------|
| 1 solomillo | 250 kcal | 4 g | 8 g | 40 g |
| Puré de patatas | 120 kcal | 20 g | 3 g | 2 g |
| Arroz blanco | 120 kcal | 25 g | 1 g | 2 g |
| Ensalada | 50 kcal | 5 g | 2 g | 2 g |

Consejos:

- Para darle un toque especial, se puede añadir un poco de vino blanco o tinto al guiso.
- Si se prefiere un guiso más espeso, se puede mezclar una cucharada de harina con el aceite antes de añadir las verduras.
- Para una versión low cost de esta receta, se puede utilizar pechuga de pollo en lugar de solomillo.
- Se pueden añadir otros vegetales como guisantes o champiñones para enriquecer el guiso.
- Para que el pollo quede más tierno, se puede marinar el solomillo durante una hora en salsa de soja antes de cocinarlo.
- Es importante cortar los ingredientes en trozos similares para que la cocción sea homogénea.

Relacionado:  Pechuga de pollo con champiñones y crema de leche al estilo casero

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Solomillo de pollo guisado: la receta fácil y sabrosa para sorprender a tus invitados puedes visitar la categoría Recetas de cocina.

Articulos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir